Un paso adelante en nuestra lucha

Mientras todo el arco de las organizaciones sociales nos nucleamos en una protesta sobre el Puente Pueyrredón, en los distintos accesos de la Capital y en los accesos de La Plata, y con cortes de ruta en el interior del país, la Ministra Carolina Stanley se encontraba anunciando grandes “medidas sociales” y de cooperación con otros países.

En vez de traer propuestas para dar soluciones ante el descontento y las necesidades de un país en llamas y con hambre, se dedican a dar anuncios ficticios. Pero la realidad social es muy distinta; el motivo central de la bronca es el problema del hambre y la falta de trabajo genuino, un país que cada vez suma más y más desocupados, donde los salarios de los trabajadores ocupados y desocupados no alcanzan, donde la propia política del gobierno con los tarifazos ha quebrado la economía de los sectores populares. Un gobierno ajustador y completamente insensible a la hora de destinar los fondos necesarios para resolver el problema de la comida que no escucha los reclamos pero si las exigencias del Fondo Monetario Internacional que pide cada vez más ajuste.

Hoy esa unidad que venimos logrando desde un conjunto de organizaciones, se juntó además de hecho a otro sector de organizaciones con quienes tenemos diferencias pero que hoy también salieron a la calle; y así se gestó de una manera increíble una gran acción nacional y conjunta por las necesidades de miles y miles. Esto provocó primero una avanzada de la Prefectura Naval Argentina con algunos gases e intentos represivos y luego ante la suma de cada vez más y más compañeros que iban cortando todos los accesos no pudieron sostener la dureza y posición de ningunear el pedido y nos llamaron para tener una reunión el 28 M.

Eso dio lugar a que un rato después decidiéramos entre todas las organizaciones levantar los cortes, dejar en un impasse la medida de la semana que viene e ir a la reunión con Desarrollo Social a plantear todos nuestros reclamos y exigir soluciones.

Las cartas están echadas, el gobierno tiene la pelota en su cancha, del otro lado mucha gente dispuesta a seguir peleando por una vida digna. Ellos deberán decidir su propuesta y las organizaciones  evaluaremos si satisface la demanda de necesidad de las y los compañeros.

Hoy la calle fue nuestra, logramos la reunión, se plasmó la unidad, y eso son cosas que tienen un valor impresionante en la memoria para seguir luchando. Desde el MST “Teresa Vive” fuimos activos protagonistas de esta jornada y así lo seguiremos haciendo si no hay soluciones.

Mónica Sulle