UNLaM: Defender arquitectura ¡no a los despidos!

Por la noche del pasado sábado 21/12, cinco docentes pilares de la carrera, recibieron un mail de las autoridades de la Universidad que los notifica de la no-renovación de sus contratos. En solidaridad, decenas de docentes presentarían su renuncia. Estamos ante un nuevo ataque por parte de Daniel Martínez.

Un brindis amargo

A pocos días de navidad, Martínez ataca de nuevo. Los despidos de los docentes de arquitectura se dan en el marco de precarización, por eso es que desde el Departamento aseguran que “no son despidos”. Además, explican que no pueden dar razones porque iniciarían un “juicio académico que implica confidencialidad”. Quieren ganar tiempo y evitar la coordinación docente / estudiantil, clave para una resolución positiva.

La universidad explica además que los docentes no habrían cumplido con condiciones de seguridad e higiene, en paralelo, los estudiantes reclaman hace tiempo que la propia universidad no asegura lo mínimo: tachos de basura, aulas a disposición, limpieza del área, con lo cual la acusación hacia la docencia no sería más que un intento de desviar el eje del reclamo.Tanto docentes como estudiantes aseguran que existieron reiteradas situaciones de persecución a la carrera previo a los despidos, como vigilancia a las clases y registro fotográfico sin aviso ni argumentación.

Contraataque

El lunes 23, primer día hábil, por la mañana, más de 150 estudiantes de arquitectura se autoconvocaron en el aula taller para analizar los hechos y debatir en asamblea medidas a tomar. También fueron parte de la asamblea estudiantes de otras carreras preocupados por la situación. Las preocupaciones más sentidas fueron la reincorporación de los 5 docentes, la situación de las decenas de docentes que renunciarían en solidaridad y la continuidad de la currícula con fuerte sesgo social que estos docentes vienen impulsando en la formación de los estudiantes.

 

Para encontrar respuestas, los estudiantes marcharon encolumnados hasta las puertas del Departamento en cuya puerta se realizó una sentada a la espera de la delegación votada para entrar a reunirse con las autoridades. Luego de eso, con respuestas insuficientes de parte de las autoridades, siguió su curso la asamblea, dónde se definió la elaboración de un informe y una serie de reclamos públicos, y continuar la lucha por ese pliego.

 

Nuestra desconfianza, nuestro compromiso

Tal como alertan los docentes de medicina despedidos a fines[1], los despidos en arquitectura develan un modus operandi por parte de las autoridades de la UNLaM. A fines de 2016, fue medicina en ataque a la organización sindical de sus docentes y la currícula ligada a lo social. En 2018, también hacia fin de año, una resolución imponía un curso obligatorio de $60.000 para los estudiantes brasileros. Ahora, a fines de 2019, una nueva ola de despidos. La elección del momento tiene que ver con la intención de desarticular la resistencia a las medidas de ajuste y arbitrarias que nombramos. Esto, celebramos, no fue así en los casos anteriores y tampoco lo es hoy: la respuesta estudiantil es contundente a pesar de que el Centro de Estudiantes en manos de la Liga Federal/JUP no se ha pronunciado.

Queremos, por último, alertar que esta medida es una de las consecuencias de la reforma macrista a la educación superior, que se votó en los consejos superiores con el nombre de Sistema de Reconocimiento Académico y supone flexibilizar los planes de estudio, con la orientación de empezar por las ingenierías y relacionadas. Esta medida es parte de las recetas del FMI. En Moreno, la primera consecuencia fue el desmantelamiento del Departamento de Diseño y Urbanismo. En UNLaM, debemos impedirlo. Consideramos necesario profundizar la coordinación docente estudiantil y darle continuidad al método asambleario para definir una gran campaña en el inicio de clases. En el mismo sentido, durante el receso proponemos recoger muestras de solidaridad en todo el arco estudiantil, docente, sindical, social, cultural, politico, del periodismo, académico y otros grupos y referentes que le den fuerza al reclamo. Desde el MST estamos a disposición con toda nuestra fuerza militante para acompañar las medidas que docentes y estudiantes definan.

  • No a los despidos encubiertos ¡Reincorporación!
  • La currícula de arquitectura no se toca
  • Unidad docente estudiantil para ganar
  • Derogación de la adhesión al Sistema de Reconocimiento Académico, fuera FMI de la educación

MST Nueva Izquierda en la UNLaM

 

[1https://mst.org.ar/2019/12/26/unlam-carta-abierta-de-docentes-despedidos-de-medicina-en-solidaridad-despedidos-de-arquitectura/

Para adhesiones, completar el siguiente formulario:

https://forms.gle/qC72KyQWzC2vgqQ27