La Matanza: SIKA/KLAUKOL desaloja el acampe de lxs vecinxs

Compartimos la desgrabación del audio con la denuncia que hizo circular el viernes 21 de agosto, Susana Aranda, activista histórica contra la contaminación de Sika/Klaukol que ha denunciado en reiteradas oportunidades que hay al menos un centenar de vecinos enfermos de cáncer como consecuencia directa de esta empresa contaminadora, y que también ha impulsado junto a vecinxs del barrio en varias ocasiones la permanencia en la puerta de la fábrica exigiendo su cierre.

“Hola buenas noches, soy Susana Aranda y hoy voy a hacer esta denuncia. Hace un ratito atacaron el acampe, tiraron todos los carteles que tenemos ahí en la puerta de Sika/Klaukol y lo más grave es que siguieron a un vecino y lo aterrorizaron. Se tuvo que meter en una zanja, esconderse en los yuyos, entrar en la casa de un vecino como si fuese un delincuente; corriendo el riesgo de que lo confundan con un delincuente. Es gravísimo esto. Era un coche rojo, un Chevrolet Aveo.

Esta es la impunidad de la gente de La Matanza y Espinoza, que avanza matando, porque lo único que estamos pidiendo es algo justo, que dejen de matarnos. Me parece muy grave lo que pasó esta noche, a un vecino lo persiguieron, lo aterrorizaron y esta noche zafó, pero… ¿hasta cuándo? Así hacen para que nos callemos y muramos en nuestra casa tranquilos.

Yo hago responsable directo a Fernando Espinoza, porque es el intendente de La Matanza y en nuestra huelga de hambre ni en nuestros escraches nadie se ha presentado a decirnos “a”. Solo quieren meter miedo y que nos muramos tranquilos en la casa, no va ser así. Esto empeora las cosas, porque no sé a dónde va a llegar el límite de esto, porque nos están empujando ellos a delinquir. Encima de que padecemos la contaminación continua, ahora están trabajando a dos manos envenenándonos, tenemos que aguantar matones a sueldo. ¿Entiende? Por favor, unámonos todos, hagamos viral que hoy a la noche atacaron a vecinos auto convocados sin ninguna razón, porque no estamos cortando ruta, no estamos cortando derechos de nadie. Solo nos manifestamos, y pidiendo que no nos maten ¿y nos hacen esto? Por favor mandemos solidaridad con la familia Mensia porque la pasó muy mal, es un hombre mayor que tiene sus enfermedades. Estoy furiosa. Esto es flagelación, no lo que yo hago, porque nos quieren inculcar el miedo.

Muchas gracias, y por favor difundan lo que pasó hoy.”